LAS ITALIAS DE CARACAS

Vi un anuncio hacia poco en una revista sobre esta exposición, pero los muy pilas no pusieron donde se realizaría, fue ayer que de casualidad saliendo con mamá pasamos por el Trasnocho y la vimos en la galería. Una exposición sencilla pero llena de encanto, mucha nostalgia y mucha critica, un intento por sensibilizar, por buscar un respeto a lo poco que nos queda de historia reflejada en la arquitectura de una ciudad.

Caracas según palabras de un profesor mío de la Universidad Vargas es un laboratorio de urbanismo y de arquitectura, lo que no nos dijo en su momento es que es un laboratorio fallido, aquí han habido grandes obras hechas por grandes Arquitectos y urbanistas pero el Caraqueño no tiene memoria, tampoco tiene respeto a las cosas que son viejas, de hecho si a eso vamos, no tenemos casco colonial, los pocos edificios que quedan a duras penas se confunden con edificios modernos, y están desperdigados en una zona que ahora es de gran riesgo. Mientras en otros países pelearían por renovar y restaurar las zonas coloniales y las harían lugares de paso turístico, nosotros entre otras cosas les colocamos rampas de patinaje detrás, tumbamos casas históricas y de próceres para construir otras más modernas, con decirles que de las tres casas que quedan en lo que llamamos la cuadra bolivariana, no se sabe a ciencia cierta cuál de las tres es la verdadera casa así que a dedo designaron la del medio y las otras dos que también son museo son para meter el paro.

Pero regresando a la exposición Italias de Caracas, vale la pena verla, si han vivido en esta ciudad van a reconocer muchos edificios y van a verlos en su esplendor a través de fotografías, la mayoría aun están en pie pero en muy mal estado, da mucha pena ver en que dejamos el genio de muchos Arquitectos, esto es como el nuevo Ateneo de Caracas, que es una casa de familia y un icono en la arquitectura.

De estos edificios se han hablado maravillas en sus tiempos, incluso salen hoy en día en tv como escenarios, y lo último fue ser protagonistas de novelas con renombre mundial, si pueden acérquense al trasnocho, no se van a arrepentir, saldrán con ganas de comprar y remozar, de hacer algo por recuperar.

A mí por lo menos me alborotó el arquitecto y restaurador que llevo por dentro.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: