UN REPORTAJE INTERESANTE – LA EFERVESCENCIA DE LAS CERVEZAS ARTESANALES

Un reportaje que extraje de una revista dominical y que quiero compartir con ustedes porque me parece interesante lo que se está gestando en el país a raíz de la crisis endémica que vivimos,  son muchas las cosas malas, pero a mi modo de ver la vida, si uno toma los problemas como oportunidades para desarrollarse en otras áreas y esto te trae satisfacciones, vale la pena intentarlo, no por nada dicen que de los malos tiempos salen los buenos negocios, pese a lo negro que puede verse el horizonte, siempre existe quien quiere seguir adelante y desarrolla cosas buenas que debemos destacar y hacerles eco, son iniciativas que deben tener continuidad una vez salgamos de esta debacle, vale la pena.

Lamentablemente la revista no permite o no tiene los botones para compartir tan buenos artículos en las redes sociales, así que si me disculpan, me tome el atrevimiento de copiar y pegar en word para luego transcribir al blog.

Si usted querido lector trabaja en esa publicación, por favor, haga llegar mi solicitud para que agreguen este tipo de enlaces que les permita compartir artículos como este, el éxito de visitas les aseguro sera rotundo.

LA EFERVESCENCIA DE LAS CERVEZAS ARTESANALES

Fuente: EL NACIONAL REVISTA TODO EN DOMINGO – DOMINGO 21 DE JULIO DE 2013
Escrito por: Rosanna Di Turi Rdituri@el-nacional.com

Un creciente grupo de entusiastas han decidido elaborar, en pequeña escala, sus propias cervezas en busca de sabores, cuerpo, aromas y tonalidades ajenas a las habituales en los anaqueles. A través de las redes sociales y catas se ha multiplicado esta cofradía de aficionados y expertos en cebada que apuestan por bebidas para degustar con calma.

Una generosa vista al Ávila acompaña a Guillermo García y Claudio Leoni cuando elaboran en casa recetas de cerveza de los monjes belgas, producen su versión de la kölsch alemana, o su propia Indian ale pale: la misma cerveza, con abundante lúpulo, que crearan los ingleses para que resistiera el largo viaje a la India. En ese afán artesanal y doméstico, los dos músicos conjuran una sed que los ocupa desde 2009: la de elaborar cervezas ajenas a las habituales, que habían probado en otras fronteras. Bautizaron a su iniciativa Pisse des Gottes, comenzaron a ofrecerlas a través de las redes sociales a una ávida fanaticada y ahora son considerados los «pioneros» en una creciente cofradía, experta en lúpulo y cebada, que se dedica a elaborar, en pequeña escala, cervezas artesanales con cuerpo, sabores, aromas y tonalidades distintos a los habituales.

 

«El venezolano tiene curiosidad y le gusta la cerveza. La idea es ofrecer alternativas distintas. A muchos ya les picó ese gusanito». Tan cierto es que su producción casera se acaba antes del segundo anuncio de 140 caracteres por Twitter.

 

En casa de Alexander Jiménez pueden llegar a similares certezas. Él, ingeniero de sistemas y su esposa Ileana, odontóloga de profesión, han visto cómo la pasión por elaborar cervezas llena su agenda, afanes, inversiones y espacios de la casa. Tras probar propuestas artesa nales en otras fronteras decidieron elaborar las propias, investigaron, analizaron videos en Youtube, crearon un blog y el año pasado bautizaron sus cervezas Norte del Sur: las mismas que se ofrecen en catas e incluso en unos dispensadores para fiestas. «Hay dos tipos de cervezas: las que refrescan y las de deleite. Las primeras son las pilsen a las que estamos acostumbrados. Las de deleite tienen más cuerpo, más aromas.

 

No son para tomarse 20 botellas. Esa es la cerveza que hacemos: que incluso puedes armonizar con la comida», cuenta Jiménez.

 

Así, por obra y gracia de este entusiasmo compartido por varios emprendedores, han surgido catas de cervezas artesanales, las propuestas han despertado el interés de sommeliers y se ofrecen en algunos locales que los seguidores conocen. Una creciente fanaticada comienza a manejar con naturalidad el hecho de beber una hefeweizen (cerveza alemana de trigo y cebada), una stout o una pale ale hechas acá. Sus fieles saben que en ellas no van a conseguir lo habitual: «Estas son cervezas que no se filtran ni se pasteurizan», cuenta Guillermo García. Muchas tienen los sedimentos de las levaduras que dieron lugar a la segunda fermentación en la botella. En esa avanzada hay cervezas oscuras o ámbar. Rubias o morenas. Todas con su propia complejidad. «Hay mucha variedad. Cada lote es único. Aunque repitamos la receta de la pale ale, puede ser distinta si se usa otro lúpulo», asegura Alexander Jiménez. Normalmente no le temen al amargor. Algunas incluso tienen toques criollos en la mezcla.

 

Daniel López y Leonor Villarroel, biólogos por formación, apuestan por estos sabores en una iniciativa a la que llamaron Old Dan’s. Hace tres años una amiga de López le trajo levadura y lúpulo de Irlanda. Daniel ensayó unas recetas en casa. Le gustó lo que logró y a estas alturas elabora seis recetas.

 

Tres habituales y otras de temporada, menos usuales y con toques locales: una de fresa, una de mango de hilacha y otra con miel de mastranto. Antes de crear falsas expectativas, aclara: «La fruta aporta color y aromas, no necesariamente sabor». No es un batido de lo que hablamos.

 

Cerveceros uníos. «Somos unos entusiastas de la cerveza», define bien Harold Pérez, publicista que comenzó a elaborar cerveza para él y sus cercanos.

 

A su iniciativa la bautizó Cacri con su consecuente lema: «Cervezas sin pedigrí». En esta particular hermandad de cebada ocurre algo meritorio: todos se han unido y en esta creciente fiebre, incluso han creado una asociación que los agrupa. «Creemos que este movimiento cervecero no puede ser unapasión solitaria. En bloque podemos difundir mejor lo que hacemos, lograr que la gente se interese más, y conseguir una mejor legislación para lograr producción mayor», señala Pérez.

 

Desde Norte del Sur, Jiménez lleva bien las cuentas. «Hay 17 marcas artesanales, pero muchas no han comenzado a ofrecerla aún. Hay 45 cerveceros registrados en la asociación. El año pasado eran 5 o 6. Antes metías en Google `cerveza artesanal Venezuela’ y no encontrabas nada. Ahora hay cantidad de personas». En esta cofradía manejan un diccionario similar, saben que tienen que conseguir sus ingredientes más allá de las fronteras y comparten estrategias parecidas: aprovechan las redes sociales y utilizan botellas que antes sirvieron para vino. Además, hay quienes dan cursos para enseñar a elaborarlas y multiplicar esa sed. Mientras tanto, los fieles de estas bebidas saben que conseguirlas amerita cierta logística.

 

«El que quiere cerveza artesanal tiene que movilizarse. Yo hago la cerveza para mí y mis amigos», dice Pérez.

 

Los hermanos Paul y Alfredo Sandoval también comenzaron en este afán de burbujas tras probar distintas cervezas extrafronteras. Este año decidieron dedicarse en serio a su pasión y en su casa de Los Teques elaboran cuatro tipos, a las que bautizaron Pilger. «Hemos tenido una suerte increíble. Con las redes sociales todo se ha multiplicado y se ha convertido en una fuente de relaciones. Nos montamos en la ola en el momento justo. Los comentarios son buenos. Los que consumen han probado otras cervezas y son bien receptivos. Tienen un background».

 

Todos coinciden en similares certezas. Cual alquimistas, saben que tienen un repertorio de recetas en las que dependiendo de la cantidad y tipos de cebada y lúpulo que aprovechen, darán con una propuesta distinta. «No estamos casados con un solo tipo. Hacemos las que nos gustan», comentan los artífices de Pisse des Gottes. Eso sí: «Son 100% cebada: eso es lo que te da el cuerpo en la cerveza».

 

Todos coinciden en una evidente pasión. Roman Jove, ingeniero con máster en Finanzas, lo sabe desde pequeño. Comenzó a hacer cerveza con su papá en Colorado, presenció el boom en Estados Unidos y dentro de poco va a estudiar un curso de maestro cervecero en aquellas fronteras, para darle forma a una pasión bien aquilatada.

 

Mientras tanto, elabora cuatro tipos que ofrece entre cercanos y le ingenia un nombre a su iniciativa, que augura llamarse Microcervecería Ávila.

 

Todos se sienten en sintonía con un movimiento presente en distintos países. Guillermo García sella su certeza. «El venezolano tiene un gusto refinado y la cerveza es importante para nosotros. No hay por qué quedarse atrás». La diversidad siempre será bien recibida.

EL MIEDO, UN ANÁLISIS DE SU NATURALEZA

20130707-210244.jpg

Hoy paseando por el Centro Cultural Los Galpones me encontré con la exposición «La Construcción del Miedo» de Antoni Muntadas, un análisis bien interesante de lo que es el miedo, su función en la naturaleza y en especial en la naturaleza humana, como se refleja más allá de los rostros, en las rejas de las casas, en las cámaras de seguridad, en los medios de comunicación.

La extensión del miedo en nuestras sociedades, como traspasa fronteras pero sigue el mismo patrón, las lecturas que cambian de acuerdo al lado al que estés. Resulta interesante como una muestra tan sencilla pero bien montada te hace reflexionar sobre ese sentimiento tan básico, tan primitivo, esencial para la supervivencia y que en manos equivocadas puede generar tal caos.

Siempre se vive con miedo, es un sentimiento natural, no hay nada de malo en ello, todo lo que es nuevo, todo lo que es diferente da miedo, lo interesante en esta vida es lograr ir más allá de ese instinto y superarlo, eso si, con inteligencia y razón, el miedo puede representar problemas y necesidades que deben ser superadas y resueltas, cuando uno asume el miedo de esa manera se activa, como un reto a superar, el lado creativo y te impulsa a ser mejor.

Lo malo es vivir constantemente sujeto y cautivo en él, cuando el miedo se apodera de ti, a la larga pierdes las ganas de vivir, te sometes a una rutina que te apaga poco a poco y la voluntad se pierde. Eso es precisamente lo que según veo estamos viviendo de donde vengo, el miedo ha tomado proporciones y fuerza a tal punto que muchos han perdido la voluntad de seguir adelante, otros que no ven salida, han tomado la difícil decisión de emigrar, y los que aún tenemos fe seguimos bregando e intentando hacer de nuestro entorno un lugar mejor, sólo que, cada vez somos menos y no es tan fácil seguir adelante.

Esta exposición me ha gustado porque al pensar en el concepto, ver que es un común entre todos, te muestra que estudiando su naturaleza te dará soluciones, te ayuda a trabajarla y transformarla, yo les invito a pasar un rato por allá, ver la muestra y porque no, investigar un poco más sobre su autor, en la exposición tienen un libro con su estudio más detallado y aunque no esta a la venta si sería interesante al menos darle una ojeada y averiguar si se puede conseguir por Amazon.

PELEANDO CON EL INTERNET

Yo no sé si es en todos lados, espero que no, pero si les puedo decir que resulta harto desesperante tener la necesidad de conectarte a la internet y no poder hacerlo porque el servicio que tienes no es satisfactorio. Resulta patológicamente agresivo contar con un servicio que deja de funcionar justamente en horario laboral, por supuesto la excusa perfecta entre todos los técnicos es la misma, entrar a tu casa y cambiarte el “bendito” modem por millonésima vez. ¿Cuántas veces debes cambiar el modem para tener un servicio decente? ¿Cuánto extraño debe circular por tu casa, fisgoneando lo que no debe para tener un servicio constante?

Si, ya se, ¿por qué no cambio de empresa de servicio? Pues porque es la más seria dentro de la oferta y en este país la calidad de servicio no es un objetivo, todas las empresas de servicio de conexión y telecomunicaciones dejan mucho que desear, y todas en general te dicen lo mismo, que la culpa es de la crisis económica, que si la falta de divisas, que si las políticas mal aplicadas, que no hay equipos…

Lo cierto es que me estoy viendo tentada a recurrir al plan B, tener un modem de conexión portátil de otra empresa para cuando deje de funcionar el principal, y aquí viene mi pregunta, ¿Por qué debo pagar más por un servicio infame? ¿Por qué debemos recurrir a dos o más servicios cuando deberías recurrir a uno para estar satisfecho?

¿Cuántos ingenieros, con doctorado en Harvard necesito para que me den un servicio de internet decente? ¿Cuántos expertos necesito para cambiar un bombillo, una tuerca o una cerradura?

Viviendo en Venezuela, la respuesta puede resultar no sólo insólita, sino también patética, sólo espero que esta vez sí me arreglen el “bendito” internet.

TIEMPOS DE CAMBIO

caminosPese a lo difícil que puede parecer el panorama actual, yo sentí que era el momento de un cambio, tiempo de sentarme y preguntarme si estaba feliz con esto, si podía seguir con este estatus quo, si seguir como estaba me permitía crecer y mejorar. La respuesta no fue la obvia, si seguía como estaba, no tenía posibilidades de evolucionar, para desarrollarme como quiero debo salir de mi zona de confort, terminar lo que por motivos económicos no pude hacer en su momento; terminar la licenciatura se ha convertido en algo importante, porque, si bien soy un profesional, ser técnico superior en este país puede ser motivo de estancamiento, y eso no es bueno.

Como les comenté antes, terminar la carrera aparte de una necesidad también se ha convertido en un reto más allá del regreso a los pupitres, por el tipo de carrera, por la universidad y por la situación país en sí, me veo obligada a salir de mi zona de confort y renunciar a mi trabajo en la empresa, los horarios entre ambos simplemente no son compatibles y pedir dos años de permiso no remunerado no me parece.

La verdad da miedo, mucho miedo, son muchos años en un trabajo seguro, con una clientela fija que ya conocía y que sabía como quería las cosas, ahora debo buscar una forma de seguir adelante por mi cuenta, algo con un horario más flexible, que me permita un ingreso y aparte la libertad de estudiar en un horario cambiante. Por otro lado es una oportunidad de probar mis capacidades y lo aprendido en todos estos años, un cambio que no me viene mal, un estímulo, un reto, algo nuevo…

Si lo pienso detenidamente como lo hice la vez pasada, y como lo he pensado todas las veces desde entonces, decidir seguir mi instinto y terminar la licenciatura, solo ha despertado la sensación de estar haciendo lo correcto y eso amortigua mucho ese miedo. Solo les pido que me deseen mucha suerte, quiero asumir este reto, terminar lo que me he propuesto y seguir adelante…

Nota: Imagen fue extraída de internet (hablandoensiilenciio.blogspot.com)

CUANDO SE QUIEREN HACER LAS COSAS BIEN – CALIDAD DE VIDA EN LA OFICINA

Lo que está bien hecho, hay que reconocerlo, y una de las cosas que se le puede agradecer a una organización como en esta donde trabajo es su preocupación porque los empleados tengan un hobbie. Estudios especializados han destacado la importancia que la gente tenga un hobbie, algo que vaya más allá de la rutina del trabajo que le permita al empleado disfrutar de un sano esparcimiento, oportunidades para hacer deportes en un lugar seguro y de distenderse fuera de las horas de trabajo.

Muchos de los que trabajan en la oficina viven en ciudades satélite como Guarenas, Guatire, San Antonio o Los Teques, ciudades que si bien están relativamente cerca de Caracas, con el trafico que nos gastamos hoy en día equivalen al menos una inversión de 4 horas en desplazamientos casa/trabajo – trabajo/casa; horas que pueden ser las ideales para practicar alguna actividad mucho más estimulante que morirte del asco en una cola infernal.

La organización donde trabajo, tiene un plan de actividades para que ese tiempo sea más productivo, más estimulante, seguro y definitivamente menos estresante; de cuatro y media de la tarde a siete de la noche, cuando el tráfico en esta ciudad suele ser más infernal, en las instalaciones de la casa matriz se abren espacios para que pasemos el rato haciendo algo diferente a trabajar. Allí es donde nacen iniciativas como:

  • El Club de Lectura
  • El Club de Corredores
  • Club de Ciclistas
  • La Coral
  • Los Jueves de Bailoterapia y …
  • El Taller de Escritura de Cuentos

De todas estas actividades confieso participar en dos de ellas, de hecho, las más intelectuales, y sin importar eso, debo agradecer estos espacios porque aprendes algo nuevo todos esos días en que vas, conoces a muchos compañeros que están cerca pero que por rutinas no tratas y solo puedes ver en la cola del comedor y cuando sales ya no hay tanto tráfico, llegas a tu casa menos amargado, con algo diferente que contar aparte de un mal día, o de la rutina de siempre. Son iniciativas que puedes replicarlas donde sea, en tu casa, con amigos, con el condominio, una excelente manera de combatir el estrés en una ciudad cada día más agresiva.

¿Qué gana la empresa con esto? : Resultados a nivel de eficiencia, el empleado se conecta más con la empresa y con sus compañeros de trabajo, libera tensiones y se relaja, el rendimiento parece mentira, mejora considerablemente, forja alianzas con compañeros de otras áreas que pueden serles útiles en sus labores  y que a lo mejor en un ambiente más formal no forjaría con el mismo éxito, en general siente que su calidad de vida es mejor por lo tanto su rendimiento también lo será.

No importa el tamaño de tu empresa, es bueno considerar estas alternativas que van más allá de una gerencia tradicional, vivimos en un mundo cada día más caótico, menos humano y amigable, es necesario abrir espacios para relajarnos, forjar alianzas y crear nexos más sanos con quienes nos rodean. No es una tarea titánica, tampoco es costosa, incluso pueden llegar a ser gratuitas y aun así ser exitosas, anímense, los resultados bien valen la pena.

QUERIDOS SUICIDAS NOCTURNOS

Una cosa que se le debe admirar al caraqueño, al venezolano en general, es su afán de mantenerse en forma, de su gusto por el ejercicio, de su amor al deporte extremo en su mayoría, es loable ver a más de un paisano trotando en las noches, quemando calorías y drenando estrés. Eso en verdad lo admiro, yo que soy más floja que la chaqueta de un guardia, debo reconocer que me gustaría tener esa fuerza de voluntad y ese amor por el ejercicio, pero, ¿cuál es el afán por convertir toda acción de vida sana en un deporte extremo?

La pregunta la hago porque es increíble la cantidad de suicidas nocturnos que salen día a día a hacer «ejercicio» por calles oscuras (algo normal en esta ciudad) vestidos de colores oscuros, o peor aún, vestidos enteramente de negro y que corran o monten bicicleta en medio de la calle.

Yo comprendo que en Caracas no hay muchos espacios acondicionados para las prácticas deportivas como el ciclismo o el trotar, pero si van a practicarlas, no esta de más pensar un poquito más allá de lo fashion que esta el modelito que te compraste para lucir lo sudando la gota gorda y vestirte en un color más llamativo que el negro.

Sólo piensen un poquito, si la ciudad es por naturaleza oscura, las calles después de las 6:00pm son oscuras, ¿qué carajo haces tu vestido de oscuro?, o mejor aún ¿qué te cuesta vestir un chaleco amarillo para complementar tu look deportivo?…¿Tienen idea de a cuantos ciclistas y trotadores he esquivado en lo que va de año? No se ven caramba, de noche y vestidos de negro ni que sonrían, NO SE VEN y pueden ser pisados cual tomate como el chiste cruel, sólo que en vez de reírnos vamos presos solo porque TU, AMADO SUICIDA NOCTURNO, no te ha dado por ponerte un chaleco amarillo, naranja o verde chillón que nos indique que estas haciendo deporte.

POR FAVOR PONTE ALGO QUE SEA VISIBLE, los que regresamos a casa cansados y estresados te lo vamos a agradecer… Si se fijan, no les pido que dejen de hacer deporte, o que cambien sus rutinas, sólo sean conscientes y busquen su seguridad…

corredores

Nota: Foto de Soymaratonista.com

UN MARZO INTENSO Y MÁS CORTO QUE FEBRERO

marzocortoUna reflexión pequeña y tal vez sin sentido, hoy termina el mes de marzo, hoy es 31 de marzo, y cada año que pasa siento que el tiempo cada vez es más corto y que necesito que un año tenga el doble de los tradicionales 365 días, y al menos unas 24 horas más a las tradicionales que conforman ese día, todo para disfrutar un poquito más de la vida sin tener que dejar de ser productiva.

Revisando hoy mi agenda para hacer mi planificación semanal me di cuenta que sólo en este mes se ha trabajado 15 días, que he vivido un segundo carnaval, que he tenido más días de fiesta y de descanso y que aun así mi agenda es un caos con un pocotón de pendientes personales y laborales y yo estoy más cansada que nunca, lo más caótico es que yo no vi el mes de marzo a todas estas, no he tenido tiempo, recién hoy es que abro la agenda para ver mis avances y revisando los posibles pendientes están todos allí en sus días, esperando a ser tachados o rodados.

Este mes que ha sido a mi modo de ver el más corto del año, más corto que febrero, y sin embargo ha pasado de todo, parece que vivimos un año en tan sólo 30 días, y de esos treinta yo solo he producido 15 y los otros 15 se han ido sin hacer ni el 30% de lo que quería, suspendí un reencuentro con mis amigos a quienes el trabajo no me ha dejado disfrutar porque ya no estamos juntos, me di de baja en un curso magnífico porque se cerró debido al luto nacional ( que respetó pero no comparto) , no pude reunirme con mis amigas las mismas razones, la oficina está hecha un campo minado, tenemos papa nuevo, se murió un presidente, y el entorno es más un circo de 8 pistas que un manicomio, perdón, que una ciudad…

Como extrañó esos días en que uno se preocupaba sólo por salir a la hora para llegar a su trabajo, y salir de este para reunirte con los amigos o familia, que el tiempo te alcanzara para vivirlo y no como ahora que de vaina duermes 6 horas para pararte a las 5am, para salir a las 6am para llegar a las 8 u 8:30 con suerte, y trabajar hasta las 6pm para calarte 2 o más horas de cola llegar a casa, comer apurado, atender los pendientes, y acostarte a eso de las 11 u 12pm ya molido para iniciar el día otra vez…

EL TEATRO DEJÓ SU HUELLA EN ESTO TAMBIÉN ES VENEZUELA

ETV03

El sábado pasado (23/03/2013) en las instalaciones de una entidad financiera se realizó por tercera vez el conversatorio dirigido por Rafael Osío Cabrices llamado Esto También es Venezuela, en esta ocasión el tema tratado es el teatro venezolano y su trayectoria en estos últimos 25 años.

La idea de estos conversatorios es mostrar una cara más optimista de un país que a grandes rasgos se está cayendo a pedazos y está dividido de manera alarmante, y si bien, como siempre resulto ser un momento muy ameno, ilustrativo y enriquecedor, nos dejó también un dejo amargo y una reflexión acerca de la cultura en este país y las malas prácticas gubernamentales enfocadas a la educación de un país.

Los ponentes (me disculpan si no los nombro a todos) fueron, Javier Vidal, Héctor Manrique y Moisés Guevara, llevaron una imagen del teatro no muy optimista puesto que en su reflexión colocaron en el tapete lo que fue el teatro en los años 70´s a los 90´s quizás sus mejores años bajo un subsidio del estado, donde se permitía llevar a las tablas grandes producciones y obras de gran complejidad con una puesta en escena de 15 o más actores, con un escenario más rico en elementos de utilería, donde era posible enriquecer la obra con música en vivo, unos teatros grandes con mucha capacidad para albergar espectadores (más de 200) por función, y como a finales de los 90´s ese subsidio fue mermando, para cerrarse finalmente con la entrada de este último periodo de 14 años, forzándoles la salida de estos grandes espacios, cerrando grupos actorales de trayectoria todo porque no comparten (la mayoría) las ideologías que se manejan ahora en este país.

Según entendí este periodo que va desde 1994 hasta nuestros días y no hay que hacer mucha memoria con esto se cerraron los espacios del Teresa Carreño, la Sala Ana Julia Rojas, el teatro del Paraíso, las salas que albergaban a los grupos Studio80, Rajatabla, a este grupo de talentos, sin embargo, pese a todo este mal trago, no se dejaron morir y buscaron otras salidas, ayuda de la empresa privada, patrocinios, espacios nuevos donde ejercer su oficio y que si bien no son tradicionales, si cumplen con las necesidades de los espectadores de disfrutar y esparcir, de evadir, porque tanta realidad junta a veces puede ser demasiada y por ello existen ellos, para hacer más llevadera esta realidad.

A mí me costó entender un poco estas afirmaciones, puesto que creía que estábamos viviendo un boom del teatro, pero si lo pienso un poco más, es cierto lo que dicen, ya no es lo mismo, y si bien aun hacen un trabajo de calidad, aun se lucen en su oficio, ya no es tan fastuoso y complejo, han debido dejar a un lado el arte y enfocarse más en lo que desea el espectador. esto último es algo a lo que le hicieron hincapié, antes hacían teatro por amor al teatro y nada más, no tenían que preocuparse mucho por las retribuciones puesto que estaban subsidiados, ahora deben pensar un poco más en los beneficios del oficio y en la supervivencia de la cultura, por ello deben pensar en lo que le gusta a la media de la población y adaptarse a esos gustos.

Esto último duele un poco puesto que la media de este país no es muy alta, esto no es España, Argentina o Nueva York, si bien somos un país con una cultura importante tenemos una población que no es mayoritariamente culta, tenemos una población a la que no le enseñamos el amor por la cultura y menos por nuestras raíces, ya no hay muchos colegios visitando museos o teatros como parte de su planificación académica, no es común verlos.

Una de las grandes pérdidas que sufrimos a nivel de teatro fue justamente el Festival Internacional de Teatro, pasaron años antes que retomáramos este evento, y no tiene el mismo despliegue ni esplendor que tenía antes, sin embargo es algo digno de destacarse, puesto que este año las obras presentadas son de las mejores tanto en las puestas nacionales como las de los visitantes. Tanto en este festival como en los demás que están por venir, también en el día a día, seguirán presentando obras de calidad, con la esperanza de recuperar espacios o encontrar otros nuevos (porque se han abierto muchos pero aun falta más)

El mensaje final es que no se pierde la esperanza de seguir haciendo buen teatro, de recuperar estos espacios perdidos y de retomar ese norte de educar a la media para que disfrute de la cultura. Se apuntará a que la cartelera de teatros crezca en obras y en lugares donde presentarlas, se espera seguir con el proceso creativo, haciendo el camino junto a los nuevos talentos invitándoles a todos a pasar un rato diferente donde reír, llorar y reflexionar.

PLAYA SECA – PUNTO FIJO EN SEMANA SANTA

Si señores, Playa Seca – Punto Fijo, este es el termino que se utiliza en este país para decir que no sales de tu casa en unas fechas festivas, fechas como Carnaval o semana Santa donde dos tercios de la población literalmente migra a cualquier parte del país a disfrutar estos días de asueto, pasando trabajo, y conservando la misma rutina loca de siempre aderezadas con sol, playa, río y ropa cómoda.

Los que nos quedamos disfrutamos más les cuento, a lo mejor no vamos a la playa a quemarnos y lograr un bello bronceado, pero tenemos una ciudad con un tráfico bucólico y de ensueño, no nos bañaremos en una playita o en un rio, pero podemos disfrutar del cine, del teatro y de la ciudad, gastamos menos y no tenemos que empacar.

Si debemos ir al banco, no hacemos las colas que normalmente existen en una agencia, el cine está casi vacío, el teatro igual, los parques no están de matarse, y cuando termina la temporada, las colas de retorno no son kilométricas, simplemente sales de tu casa y ya. si quieres ir a la piscina, pagas en el Tamanaco o en el Eurobuilding por un full day y la pasas igual de rico, puedes coordinar con tus amigos y hacer una parrillada en casa de alguien y el jueguito de cartas o de domino es el mismo, si queremos monte subimos al Ávila o a las Cuevas del Indio…No hay colas en los cajeros automáticos, ni en las bombas de gasolina, ni en el abasto, ni en la calle principal del pueblo, ni en los restaurantes…

Yo ya queme la etapa de acampar en la playa, de calarme las multitudes y de las largas colas de ida y venida, me quedare en casita, aburrida no la voy a pasar créanme, la ciudad tiene miles de alternativas y lo mejor de todo por estos días es una ciudad y no un manicomio, ¿cómo perderme la oportunidad de verla diferente? Voy a leer un buen libro (tengo tres en lista), voy al festival internacional de teatro (si consigo entrada), voy al cine a ver mi película del mago de oz, disfrutare de una parrillada en casa de un amigo, que de paso tiene piscina y como pago yo soy una de las que cocina, sacare fotos a la procesión del Nazareno… en resumen, relax total

FELIZ SEMANA SANTA

QUE DIFÍCIL ES REDACTAR CON TANTO RUIDO

Redactar no es fácil  es como cualquier proceso creativo una labor de concentración, de conectarte con la musa inspiradora y de pedir ayuda a Cervantes cuando quieres plasmar una idea en el papel, o en este caso en un blog…Pero, ¿cómo vas a hablar con seres del más allá con tanto ruido?, nunca falta que necesites de espacio y SILENCIO para redactar con propiedad y que esto no se dé.

Si estás en tu casa, siempre puedes contar con tu abuela arrastrando zapatos, golpeando puertas o llamándote para que la ayudes a doblar la ropa pese a que informaste que necesitas trabajar en PAZ por un par de horas, a esto se le suma la voz de algún otro familiar que le recuerda que estás trabajando y que te deje en paz, entonces se genera una discusión en la puesta de tu cuarto entre la abuela y ese familiar porque tú necesitas silencio y que lo único que haces es vivir pegada a ese televisor con teclas y que deberías tener novio, o casarte y tener un oficio en vez de perder tu vida en cosas sin importancia.

Si estas en la oficina, siempre puedes contar con el compañero de trabajo que habla hasta por los codos a un volumen importante para que todos escuchen lo mucho que se esfuerza en ser útil  que aparte es súper sociable y tiene un teléfono que no para de sonar nunca, y cuando este sujeto gracias al cielo no está porque se fue a una reunión, cuentas con tu teléfono que suena lleno de usuarios que no saben lo que es un manual de uso ni para qué sirve, porque necesitan que tu les digas como llenar un formato simple.

Como envidio a esos periodistas o comunicadores sociales a quienes sin importar si el mundo se cae a pedazos a su lado, redactan con agilidad, nada les perturba y siempre sale la noticia a tiempo. Pues no a mi no me sale, yo necesito silencio, necesito comunicarme con el más allá, con mi musita porque Cervantes de mi paso de largo y no me da audiencia.

Perdonen a todos aquellos que saben redactar y escribir, que se han topado con este espacio lleno de imperfecciones, créanme que hago el mayor esfuerzo y que a la larga verán los frutos (pienso practicar y practicar sin descanso), prometo no matar a mi abuela y escribir en las madrugadas desde mi casa cuando este realmente sola y sin nadie que me critique por estar soltera y pegada a este televisor con teclado… lo de la oficina, no hay remedio, tampoco puedo amordazar a mis compañeros de trabajo.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑